El top ten de los aditivos al descubierto

Ya te hable la semana pasada sobre una reflexión personal. Hoy te hago repaso de los 10 aditivos de mayor uso en la industria alimentaria.

Como ya sabes, los aditivos alimentarios se usan para mejorar la apariencia y el sabor de los alimentos y además para alargar la vida útil. Pero realmente nos preguntamos, ¿están “agregando” algún valor a su comida que sea necesario?

Los aditivos alimentarios se comienzan a usar ya que se ve que puede ayudar a facilitar el procesamiento, el envasado y el almacenamiento, pero ¿sabe el consumidor que aditivos tiene un alimento y si es netamente necesario que lo tenga?

Cada vez más nuestra cesta de la compra está mas orientada a la compra de alimentos procesados, con lo que la ingesta de los aditivos va en aumento y realmente no tenemos certeza de cómo afectará a nuestra salud. Apuesto a que no será nada bueno…

Te voy a dar la lista de los más “sospechosos” y por tanto los que debemos evitar:

  • Edulcorantes artificiales

El aspartamo, (E951) más conocido popularmente como edulcorante, es un producto sintético bajo en calorías. Se encuentra en alimentos etiquetados como “light” o “sin azúcar”. Se cree que el aspartamo es cancerígeno y representa más informes de reacciones adversas que todos los demás alimentos y aditivos alimentarios combinados. Por lo que puedes ver no es muy saludable

No te voy a decir todos los efectos que puede tener para tu salud, ya que este blog no es trata de salud, pero sí aproximarte que está relacionado tumores cerebrales, enfermedades como linfoma, diabetes, esclerosis múltiple, Parkinson, Alzheimer, fibromialgia y fatiga crónica, trastornos emocionales como depresión y ataques de ansiedad, mareos, dolores de cabeza, náuseas, confusión mental, migrañas y convulsiones.

Tan malo parece, pero aun así lo podemos encontrar en infinidad de alimentos. Tan solo tienes que leer la etiqueta. En todas las bebidas y productos 0%. En la mayoría de las ocasiones combinado con el E950 (acesulfamo) y E955 (Sucralosa).

.

  • Glutamato monosódico (MSG / E621)

E621 es un aminoácido utilizado como un potenciador del sabor en sopas, aderezos para ensaladas, chips, platos congelados y muchos alimentos de restaurantes. Se obtiene de la fermentación bacteriana de azúcares residuales de origen vegetal o animal.

Los estudios demuestran que el consumo regular de glutamato monosódico puede provocar efectos secundarios adversos que incluyen depresión, desorientación, daño ocular, fatiga, dolores de cabeza y obesidad.

Se encuentra en la comida china, muchos bocadillos, patatas fritas, galletas, condimentos, la mayoría de los productos de sopa, embutidos, aceitunas encurtidas, patés, pizzas, salsas.

  • Grasas trans

La grasa trans se utiliza para mejorar y prolongar la vida útil de los productos alimenticios y se encuentra entre las sustancias más peligrosas que puede consumir. La vamos a encontrar en todo tipo de comidas rápidas fritas y ciertos alimentos procesados ​​hechos con margarina o aceites vegetales parcialmente hidrogenados, las grasas trans se forman mediante un proceso llamado hidrogenación. Ya infinitos estudios muestran que las grasas trans aumentan los niveles de colesterol LDL mientras que disminuyen el colesterol HDL (el llamado “bueno”). Su consumo hace aumentar el riesgo de ataques cardíacos, enfermedades cardíacas y accidentes cerebrovasculares, y contribuyen al aumento de la inflamación, diabetes y otros problemas de salud.

Estos tipos de aceites y  grasas ahora ya están prohibidos en diversos mercados, como puede ser el mercados danés. La Agencia Alimentaria de Estados Unidos (FDA) anunció que prohibirá su uso de manera gradual en un período de tres años. Y en Europa en general también están en esta línea.

Nos la vamos a encontrar en la margarina, chips y galletas saladas, productos horneados, comidas rápidas.

  • Colorantes alimenticios comunes

Los estudios demuestran que los colorantes artificiales que encontramos  en los refrescos, zumos de frutas, salsas y aderezos para ensaladas pueden contribuir a problemas de conducta en los niños y llevar a una reducción significativa en el coeficiente de inteligencia. Los estudios en animales han relacionado algunos colorantes de alimentos con el cáncer. Entonces tengamos especial cuidado con estos:

Azul n.º 1 y azul n.º 2 (E133)

Prohibido en Noruega, Finlandia y Francia. Puede causar daño cromosómico.

Se encuentra en dulces, cereales, refrescos, bebidas deportivas y alimentos para mascotas.

Tinte rojo # 3 (también rojo # 40 – un tinte más actual) (E124)

Prohibido en 1990 después de 8 años de debate por el uso en muchos alimentos y cosméticos. ¡Este tinte continúa en el mercado hasta que se agoten los suministros! Se ha demostrado que causa cáncer de tiroides y daño cromosómico en animales de laboratorio, también puede interferir con la transmisión del nervio cerebral.

Se encuentra en el cóctel de frutas, cerezas al marrasquino, mezcla de pastel de cereza, helado, dulces, productos de panadería y más.

Amarillo # 6 (E110) y Tartrazina amarilla (E102)

Prohibido en Noruega y Suecia. Aumenta el número de tumores de riñón y glándulas suprarrenales en animales de laboratorio, puede causar daño cromosómico.

¡Se encuentra en queso americano, macarrones con queso, dulces y bebidas carbonatadas, limonada y más!

  • Sulfito de sodio (E221)

Conservante sintético utilizado en la elaboración de vino y otros alimentos procesados. Se obtiene de la combustión de los minerales de azufre. Es un aditivo que se puede considerar con gran incidencia alérgica.  Las personas que son sensibles al sulfito pueden experimentar dolores de cabeza, problemas respiratorios y erupciones. En casos severos, los sulfitos en realidad pueden causar la muerte al cerrar por completo las vías respiratorias, lo que lleva a un paro cardíaco.

Nos lo vamos a encontrar en vinos, cervezas, vinagres, salsas, vegetales en conserva, zumos, frutas en conserva…

  • Nitrato de Sodio / Nitrito de Sodio

El nitrato de sodio (o nitrito de sodio) se usa como conservante, colorante y aromatizante en la mayoría por no decir todos los preparados cárnicos, desde embutidos, curados, etc. Este ingrediente, que parece inofensivo, en realidad es altamente cancerígeno una vez que ingresa al sistema digestivo humano. Allí, forma una variedad de compuestos de nitrosamina que ingresan al torrente sanguíneo y causan estragos en varios órganos internos: el hígado y el páncreas en particular.

Lo vamos a nombrar con el E251 para el nitrato de sodio y E250 para el nitrito de sodio. Y el E252 para el nitrato de potasio.

Son aditivos de alta y medio toxicidad pero que no dejan de usarse en la industria ya que nos ayudan a preservar los productos cárnicos envasados. Además, se usa como colorante ya que ayuda a fijar el color rojo de la hemoglobina de la carne.

  • BHA y BHT (E320 y E321)

El hidroxianisol butilado (BHA) y el hidroxitolueno butilado (BHT) son conservantes que se encuentran en los cereales, la goma de mascar, las papas fritas y los aceites vegetales. Se utiliza para proteger las grasas utilizadas en repostería, fabricación de galletas, sopas deshidratadas, etc,  evitando que los alimentos cambien de color, cambien el sabor o se vuelvan rancios. Los efectos de estos dos antioxidantes artificiales son sospechosos de potenciar la acción de algunos carcinógenos. El BHA actúa en el metabolismo hepático y el BHT (se usa siempre mezclado con el BHA) parece incrementar las necesidades de Vitamina A.

Se encuentra en papas fritas, chicles, cereales, salchichas congeladas, arroz enriquecido, manteca de cerdo, manteca vegetal, dulces, gelatina.

  • Dióxido de azufre (E220)

Los aditivos de azufre son tóxicos pero como en realidad es tan poca cantidad la usada en las recetas que no se requiere de su identificación en la etiqueta. (Esto es otro tema que podemos hablar largo y tendido).

Las reacciones adversas incluyen problemas bronquiales particularmente en aquellos propensos al asma, hipotensión (presión arterial baja), rubor, sensación de hormigueo o shock anafiláctico. También destruye las vitaminas B1 y E. No recomendado para el consumo por los niños.

Se encuentra en la cerveza, los refrescos, las frutas secas, los jugos, los cordiales, el vino, el vinagre y los productos de patata.

  • Bromato de potasio E924

Un aditivo utilizado para aumentar el volumen en harina blanca, pan y panecillos, se sabe que el bromato de potasio causa cáncer en los animales. Incluso pequeñas cantidades de pan pueden crear problemas para los humanos. Tiene una limitación considerable y es la escasa cocción del pan, donde la cantidad residual de bromato puede ser la parte perjudicial. Este produto está prohibido en Europa pero no en resto del mundo, con lo que debemos prestar especial atención para los productos importados.

  • Diacetilo

Es un producto quimico de procedencia natural. Se emplea como saborizante artificial, principalmente para dar sabor a mantequilla.

Su uso suele ser generalizado en las palomitas de maíz para hacer en el microondas. En los últimos años se ha descubierto que cuando se calienta a temperaturas elevadas, como las que se logran en la cocción por microondas, los humos generados presentan un riesgo para la salud.

Se está tendiendo a ser sustituido por el trímero de diacetilo, pero aún no se sabe tampoco sus consecuencias.

 

Hasta aquí la lista de los Top Ten! Te invito a que estés pendiente de las etiquetas de los alimentos que consumas, puedes llevarte más de una sorpresa

Compartir contenido:

¿Te Ha Gustado este Artículo?

Suscríbete y consigue Artículos exclusivos, Videotutoriales, Ebooks y manuales, Consejos y guías, etc.

Deja un comentario

Twitter